Volver

30-06-18. El Hospital Clínico de Valencia pone en marcha una Unidad multidisciplinar de coordinación de fracturas por fragilidad

  • profesionales de diferentes especialidades trabajarán para la prevención de este tipo de fracturas y la reducción del riesgo
  • Se ha iniciado un protocolo  de identificación y registro de las fracturas por fragilidad o causadas por osteoporosis

 

València (30.06.18). El Departamento de Salud Clínico-Malvarrosa ha puesto en marcha una Unidad  multidisciplinar para la coordinación de fracturas por fragilidad.

 

Se trata de una Unidad funcional que cuenta con la participación de los profesionales de Atención Primaria y de los Servicios de Cirugía Ortopédica y Traumatología, Reumatología, Rehabilitación, Medicina Interna, Ginecología, Radiología y Servicio de Farmacia del Área de Salud.

 

Las fracturas osteoporóticas o por fragilidad, especialmente las de cadera y vertebrales, son un problema de salud pública con graves consecuencias para las personas. Se producen principalmente por la osteoporosis que es la causante de una pérdida de resistencia ósea.

 

Entre los principales objetivos de esta unidad se encuentran entre otros, monitorizar datos epidemiológicos y de manejo referentes al diagnóstico, hospitalización y tratamiento farmacológico de los pacientes afectados y

crear una base de datos de fracturas por fragilidad. La formación específica en esta patología para todos los profesionales implicados en su tratamiento, es otro de los objetivos.

 

Tal y como ha explicado, José Sanfélix, especialista en medicina de familia y reumatología y coordinador de la Unidad, "la incidencia anual de fractura de cadera en  la Comunitat Valenciana se encuentra alrededor de 5.6  casos por 1.000 habitantes mayores de 65 años, una cifra que ha ido aumentando conforme aumenta el envejecimiento de la población. De acuerdo a los resultados del reciente estudio PROA el 16% de los pacientes con fractura de cadera muere en el primer año, y el 53 % de estos, en los primeros tres meses".

 

"Por otra parte, en relación a la fractura vertebral, y de acuerdo a los resultados del estudio FRAVO, la prevalencia en mujeres valencianas mayores de 50 años se estima en un  20%, y en las mayores de 75 años del 46%. Solo un 2% de las mujeres con fracturas vertebrales son conocedoras de que la tienen. Las pacientes con una fractura osteoporótica doblan el riesgo de padecer una nueva fractura" ha explicado.

 

Esta Unidad multidisciplinar nace con la finalidad de mejorar la prevención secundaria de las fracturas osteoporóticas y reducir el futuro riesgo de fractura y para ello se han establecido una serie de procedimientos para mejorar la identificación de los pacientes de riesgo y optimizar la labor de los profesionales de medicina y de enfermería en el abordaje de este problema de salud.