Tornar

24-02-20. El Servei de Pneumologia de l'Hospital Clínic incorpora una nova tècnica per a obtindre mostres de teixit dels pulmons

  • La principal diferencia en cuanto a la biopsia quirúrgica es que se evita el ingreso del paciente y conlleva menos complicaciones

 

 

València (xx.02.20). La Unidad de Broncoscopias del Servicio de Neumología del Hospital Clínico Universitario de Valencia ha realizado recientemente la primera biopsia transbronquial con criosonda para el diagnóstico de las enfermedades pulmonares intersticiales difusas (EPID), un grupo de enfermedades que afectan a los alveolos del pulmón.

 

El diagnóstico definitivo de estas enfermedades es un proceso complejo que precisa la integración multidisciplinar de variables clínicas, radiológicas y de toma de muestras de tejidos.

 

Tal y como ha explicado Jaime Signes-Costa, jefe de Servicio de Neumología del Hospital Clínico, "cuando es preciso obtener muestras de tejido pulmonar, la biopsia pulmonar quirúrgica ha sido el procedimiento recomendado por su rendimiento diagnóstico, sin embargo, en varios estudios la biopsia transbronquial con criosonda ha sido descrita como una técnica segura que permite obtener tejido pulmonar con menos complicaciones respecto a la biopsia pulmonar quirúrgica y con un rendimiento superior a la biopsia transbronquial con pinza convencional".

 

La diferencia principal en cuanto a la biopsia quirúrgica es que los pacientes no precisan ingreso hospitalario y que el daño pulmonar que se produce es mínimo.

 

La intervención ha sido realizada por Paola Ordóñez, junto a José Franco, Jefe de la Unidad y Jaime Signes-Costa, Jefe de Servicio.

 

De manera ambulatoria y anestesia general

 

El procedimiento se realiza de manera ambulatoria, con anestesia general e intubación orotraqueal bajo control fluoroscópico y se utiliza un balón de oclusión para el control hemorrágico tal como recomienda el consenso de expertos publicado recientemente. Aunque no puede sustituir a la biopsia pulmonar quirúrgica, es una alternativa de la que se podrían beneficiar los pacientes atendidos en el centro.

 

Este avance también ha sido posible gracias a la implicación de un equipo multidisciplinar con experiencia en el campo de la EPID, compuesto por profesionales de las áreas de neumología, medicina interna, radiología, reumatología y anatomía patológica en el cual se realiza la selección de los pacientes. El hospital dispone además de la consulta monográfica de EPID liderada por Manuela Marín, experta en este grupo de patologías quien dirige las medidas terapéuticas de estos pacientes y a la cual se suma las ventajas de esta nueva técnica.